Para los transformadores de potencia existe una rutina de pruebas de mantenimiento predictivo que complementan los análisis fisicoquímicos y de cromatografía de gases que se realizan en el aceite dieléctrico aislante, estas pruebas son de tipo eléctrico y sirven para determinar si el transformador conserva sus características electromecánicas. Estas pruebas se realizan directamente sobre el transformador desenergizado con resultados inmediatos y permiten tomar decisiones sobre la necesidad de programar actividades de mantenimiento preventivo y/o correctivo antes de que ocurra una falla grave.

Estas pruebas son:

  • Resistencia óhmica de devanados. A través de esta prueba se identifican falsos contactos y espiras abiertas o en cortocircuito al interior del transformador.
  • Relación de transformación (TTR). Con esta prueba se establece una relación entre el número de vueltas que lleva el devanado de alta tensión contra el número de vueltas del devanado de baja tensión para las diferentes posiciones del tap de un transformador, con lo que se determina la correcta correspondencia entre los voltajes de entrada y de salida de acuerdo a lo especificado por el fabricante del mismo.
  • Resistencia de aislamiento. Verifica que los aislamientos del transformador bajo prueba cumplen con la resistencia mínima soportable para las condiciones de operación a la que será sometido, así como comprobar la adecuada conexión entre sus devanados y la puesta a tierra.
 

equipo prueba transformadores

equipo prueba transformadores1